Usted está aquí

Inicio

ESTACIÓN PASER. CAMPAÑA 2004.

El grupo de anillamiento CHAGRA, entre el 10 de abril y el 20 de julio de 2004, ha realizado, por séptimo año consecutivo, las jornadas de anillamiento correspondientes al programa PASER (Plan de Anillamiento para el Seguimiento de Especies Reproductoras).

La estación PASER de Ceuta está situada en el arroyo de Calamocarro, en la  ZEPA (Zona de especial protección para las aves) denominada Benzú-Calamocarro, realizándose un seguimiento de la evolución de la avifauna nidificante en esta importantísima zona.

RESULTADOS

Durante esta edición se han anillado/controlado un total de 110 aves adultas y 184 jóvenes (nacidos en el año 2004), pertenecientes a 18 especies diferentes.

Los adultos reproductores han incrementado sus efectivos en un 29% con respecto al año 2003 (fig. nº 1), rompiendo por primera vez la tendencia negativa poblacional de la zona. La alarmante y contínua disminución de la población  observada desde el 99,  año en que se anillaron/controlaron 264 adultos, hasta el año 2003 en que se produjo una reducción que afectó al 70% de la población, se ha frenado, marcando por primera vez un punto de inflexión, elevándose actualmente al  61% (con respecto al año 99).

La mayoría de las especies se han visto beneficiadas con este ligero incremento de adultos reproductores, destacando la Curruca cabecinegra (incremento 300%), el Escribano Soteño (incremento 200%) y la curruca capirotada (incremento 100%).

Entre las especies que continúan afectadas se encuentran el  Herrerillo común (disminución 45%), el Pinzón vulgar (disminución 10%), y el Verdecillo (incremento  18%), teniendo actualmente una población del 47%, 29% y 12% respectivamente, con respecto a la del año 99.

El Petirrojo,  el Mirlo, y el Carbonero común mantienen niveles similares a los del año 99.

La productividad (porcentaje de aves jóvenes nacidos en el año  con respecto a los adultos) se mantiene estable (fig. nº 2).

La tasa de recuperación de aves adultas, que también mantenía una tendencia negativa, se ha incrementado con respecto a los años 2002 y 2003, superando los niveles del año 2000 (fig. nº 3).

CONCLUSIONES

Este ligero incremento de la población ha supuesto un cambio en la tendencia negativa que mantenía desde el año 99, aunque la proporción continúa siendo muy baja (39%), existiendo especies que aún no se han recuperado en absoluto, como el Pinzón vulgar, el Herrerillo común y el Verdecillo, especies que tradicionalmente han sido las mayoritarias en la zona

Entre las posibles causas que han motivado este cambio, pueden encontrarse la menor incidencia de los factores negativos denunciados en años anteriores, como la reducción de la actividad de motoristas y disminución del ganado suelto. La actividad cinegética furtiva dentro de la zona ZEPA continúa realizándose.